Belleza y Estilo de Vida

¿Se puede reducir la sudoración excesiva?

17.11.2019

El sudor es parte de nuestros procesos metabólicos normales, el cuerpo elimina lo que no necesita por medio de la sudación. Pero ala segregación anormal de este liquido se le llama hiperhidrosis. Este padecimiento se diferencia del proceso natural porque la sudoración  surge de manera espontanea, incluso cuando la persona se encuentra en un ambiente fresco o de reposo.

 

La hiperhidrosis funciona porque las glándulas sudoríparas que se encargan de este proceso son hiperactivas. En muchas ocaciones el padecieren es efecto de alguna otra enfermedad como, trastornos de glucosa, menopausia, algunos tipos de cáncer, hipertiroidismo.

 

Evidentemente el síntoma es la humedad corporal, por lo regular sucede en donde se localizan las principales glándulas sudoríparas. Manos, pies y axilas. Pero para sabes con certeza si sufres de hiperhidrosis realizando algunos estudios. Desde pruebas de sangre, pruebas de almidón y yodo o exámenes por imágenes de resonancia.

 

La enfermedad no es grave pero es afecta a los pacientes de manera física, emocional y social. Afortunadamente existen tratamientos para la afección y dependen de cada nivel en cada paciente.

 

Entre los tratamientos más comunes y accesibles se encunaran los antitranspirantes  de gama clínica que contiene del 10 al 12% de heladera de cloruro de aluminio, es el primer tratamiento que se recomienda probar para la sudación excesiva,, la única contraindicación es que pueden dañar y manchar la ropa.

 

 

Otro de los tratamientos  es la Iontoforesis, procedimiento que utiliza electricidad. Sirve para desactivar temporalmente las glándulas sudoríparas en manos y pies. El proceso consisten en meter manos y pies al agua, y se conduce una leve corriente, que va incrementando hasta que el paciente siente un leve hormigueo. Dura de 10 a 30 minutos y se tienen que hacer en varias sesiones ya que el efecto es momentáneo. Los efectos secundarios son ampollas.

 

Un tratamiento más consiste en extirpar las glándulas sudorípararas en las axilas, por medio de láser, raspados, cortes o liposucciones con ayuda de anestesia local. Los efectos secundarios tienen que ver con problemas para eliminar las toxinas de manera natural.

 

Una alternativa mas es un tratamiento de toxina morada. Se usa mucho para la sudación excesiva, se inyectan pequeñas cantidades de la toxina en las áreas cercanas a las glándulas para bloquear temporalmente la hiperactividad de dichas glándulas. No tiene grandes efectos secundarios, a reserva de un poco de dolor por la inyección y algunos síntomas parecidos a los de la gripa como leve debilidad.